··
··
BLOG DE UN MUTANTE - A MUTANT'S BLOG ·· "All I know is that I know nothing"

mira que somos voyeurs

miércoles, 24 de agosto de 2016

Te gustaría ver a tu vecina cuando está en el baño o desnudándose, sin ser visto?
Te gusta observar a otros seres humanos en situaciones excitantes?
Si tu respuesta es si, es porque eres como el 90% del resto de homosapiens (este porcentaje no es de ningún estudio, lo pongo yo basado en mi estimación jeje) eres un voyeur .

Las prácticas voyeuristas pueden variar, pero su característica principal es la de que el voyeur, también llamado “mirón” o “brechero”, no interactua directamente con el sujeto observado, quien permanece casi siempre ajeno a dicha observación.


A la tendencia voyeurista se le asocia frecuentemente la tendencia exhibicionista, esto es, disfrutar mostrándose, más o menos abiertamente, semidesnudo o completamente desnudo. Ambas conductas poseen un fuerte componente compulsivo, irrefrenable, mostrando los sujetos aumento de su tasa cardíaca y sudoración ante la aparición de estímulos relacionados con dichas actividades, de hay viene la expresión ?me pones cardíaco'. Estos efectos físicos desaparecen tras la realización del acto voyeurista.
La palabra voyeur proviene del idioma francés, del verbo voir (ver) con el sufijo -eur. La traducción literal podría ser “mirón” u “observador”.
El voyeur suele observar la situación sin ser visto, bien mirando por una cerradura, por un resquicio, o utilizando medios técnicos como un espejo, una cámara, etc. A veces la masturbación acompaña, a menudo, al acto voyeurista. El riesgo de ser descubierto actúa, casi siempre, como un potenciador de la excitación.


 El voyeurismo se da, en mayor medida, en hombres ( somos unos mirones), mayoritariamente heterosexuales, ya que es el hombre el que depende más del sentido de la vista para alcanzar la excitación sexual. Vamos que hay más mirones que mironas !!!

   Es necesario, por lo tanto, distinguir entre voyeurismo y actividad sexual normal, en la que también se produce una excitación al contemplar la desnudez.Pero en este caso la persona observada es consciente de la presencia del observador y consiente que así sea.  En algunas culturas el voyeurismo se considera una perversión y varios países lo han clasificado como un delito sexual.  Fuente: Wikipedia